El temido azúcar

Es halloween, y muchos los hogares del planeta están llenando sus canastitas de dulces. Dulces de muchas presentaciones, colores y sabores que nuestros maravillosos hijos, los míos encabezando la fila, van a devorar sin tregua ante nuestros ojos, y nosotros también, felices, comeremos más dulces éste mes, al igual que durante diciembre que ya está que llega, y claro, junio, julio y agosto, pues son vacaciones. En semana santa, también comemos más dulce y durante los 5 cumpleaños del hogar, más los otros 15 cumpleaños a los que somos invitados también. O sea, mínimo la mitad de las semanas del año tienen un evento durante el cual, vamos a comer mucho más dulce o azúcar del permitido ( que actualmente es 9 cucharaditas para los hombres y 6 para las mujeres, lo que duele si pensamos que los requerimientos emocionales de las mujeres son a veces muchísimo más elevados, en fin )Entonces, para redondear la idea, estaremos expuestos a altas dosis de dulce o azúcar muchos días sin darnos cuenta y si, me duele aceptarlo, el azúcar no nos hace bien. Dicho esto, no se trata de eliminarla! pues el alcohol, la rumba y hasta el amor en exceso tampoco nos hacen bien. Entonces? hay que moderar su ingesta.

Aquí les comparto algunos trucos para controlar no solo cuanta azúcar comemos sino también de que fuentes. Si, ya sé, al llegar a nuestro hígado todos los diferentes tipos de azúcar terminan siendo lo mismo, peroooo es muy diferente si al ingerirla también estamos comiendo antioxidantes, proteína y fibra, vs por ejemplo harinas blancas procesadas y químicos.PRIMER TIP1. Eliminar los azúcares procesados, y los alimentos procesados de paso. Ir a la cocina y explorar! esto va a asegurar que sepamos qué exactamente estamos comiendo!2. Leer las etiquetas! no se imaginan la cantidad de cosas horribles que contienen muchos mecaticos inocentes! de verdad… mientras más químicos, más sabor idéntico al natural, conservantes, colorantes etc, el producto va a ser más insaludable. Esto se resume en COMER COMIDA REAL, lo que se debe aplicar con igual rigurosidad en los postres.3. Que el postre valga la pena! cómo tenemos un derecho tan pequeño de azúcares añadidas al día, pues pensemos bien en qué lo vamos a invertir! recomendaciones deliciosas son las muchas galletas de mi blog o libro, un buen chocolate oscuro, un helado hecho en casa o con nueces y chocolate oscuro de un sitio confiable… 4.Alimentarnos bien durante el día. El cuerpo compensa la falta de calorías y da señales de requerimientos de energía rápidos lo que puede llevarnos a mecatear o comer más azúcar. Si comemos lo suficiente para cubrir nuestras necesidades básicas nutricionales, no tendremos esa sensación y ansiedad por alimentos dulces.5. Acompañar todos estos cambios por hábitos saludables! o sea, estar bien hidratados y movernos todos los días! el ejercicio es el mejor aliado de una vida saludable.

Compartir:
Abrir chat
Hola 👋
¿En qué podemos ayudarte?